Ya hemos comentado en anteriores artículos, que puede ocurrir que se modifiquen las circunstancias que se tuvieron en consideración al momento del Divorcio, tanto de mutuo acuerdo como contencioso, y haya que adaptarlas al momento actual.

Uno de los supuestos más frecuentes es la pérdida de capacidad económica del obligado al pago de una pensión alimenticia a favor de los hijos.

En la coyuntura económica en la que nos hallamos inmersos, multitud de progenitores han visto modificada su situación financiera a la baja. ¿ Cómo debemos actuar?. El progenitor que ha visto modificada su fortuna, deberá instar un procedimiento de modificación de medidas de forma urgente.

pension alimenticia Es importante, que si te encuentras en esta situación, no dejes de abonar la pensión, pues además de que la otra parte instará una Ejecución de Sentencia que terminará con el embargo de tu sueldo, puedes verte también envuelto en un desagradable proceso penal.

No debemos olvidar, que también puede ocurrir una mejora en fortuna del pagador de la pensión, por un ascenso laboral que conlleve mayor retribución, venta de patrimonio, percepción de ingresos importante a través de juegos de azar, herencias,  que también pueden suponer la elevación de la pensión alimenticia del hijo.

Es decir la modificación de las circunstancias económicas del padre puede suponer, que la pensión que se estableció a favor del hijo, pueda verse aumentada o reducida.

Para que esta modificación prospere deben de darse los siguientes requisitos:

  • Debe existir una alteración importante, fundamental, y no de escasa o relativa importancia. (No toda variación en el sueldo de una persona es merecedora de reducir la pensión de un hijo, ni toda mayor percepción da lugar a su aumento).
  • Esa modificación o variación debe de ser permanente y duradera, no algo provisional. (el hecho de permanecer de baja médica por unos meses y percibir menos ingresos, de forma provisional no habilitaría a modificar la pensión alimenticia).
  • Que esa modificación no haya sido buscada voluntariamente por quien la insta, para modificar la Sentencia. (si una persona se despide voluntariamente, con el fin de obtener menos ingresos, no prosperará la modificación de la Sentencia, ni dará lugar a una reducción de la pensión alimenticia).
  • Que sea un hecho nuevo que no haya sido previsto ni por los cónyuges, ni por el Juzgador al dictar la Sentencia. (hecho acontecido con posterioridad a dictarse la Sentencia de mutuo acuerdo). Como norma general si se insta el procedimiento de forma muy inmediata o cercana al anterior procedimiento que dio lugar a la medida, no suele ser aceptado o admitido por el Juzgador.
  • Que la modificación sea probada. (aquel que insta la modificación deberá probarla). A efectos de prueba, y siempre y cuando seáis autónomos, suele ser complicado acreditar la reducción de ingresos. Mi consejo es que contratéis a un economista o auditor que emita un informe que pruebe la reducción económica pretendida.).

 

Tened en cuenta que el hecho de reducir la pensión de vuestros hijos, suele suponer un perjuicio para ellos, por tanto los Juzgadores son bastante rigurosos en este tema, y examinan en profundidad si es real o ficticia esa pérdida de recursos, si existe prueba de suficiente entidad, o si se están alegando gastos superfluos, pues en la medida de lo posible debe mantenerse el estatus que los menores tenían constante la convivencia.

 

Begoña Cuenca Alcaine

Abogada de Familia en Zaragoza.

 

También puedes leer: ¿Cúando puedo modificar mi sentencia de divorcio?