En fechas recientes hemos conocido una Resolución Judicial en Aragón novedosa por dos circunstancias:

La primera por ser el primer juicio telemático celebrado, y en segundo lugar por tratarse de una Resolución urgente de modificación de medidas motivada por CORONAVIRUS.

A estos efectos parece que el progenitor instó un procedimiento urgente de Modificación de Medidas en solicitud de la custodia de su hija argumentando de un lado que la progenitora era sanitaria y por ello que tenía mayor posibilidad de contagio, de modo que podía ser perjudicial para la menor, y que la niña había sido trasladada al domicilio de los abuelos maternos.

 

cambio de custodiaLeída la noticia, parece que el argumento de peso era el traslado sorpresivo de la menor a la vivienda de los abuelos.

A juicio de quien suscribe, y sin tener conocimiento exacto de ello, suponemos que la fundamentación del padre, era que pudiendo éste hacerse cargo de la menor, era más lógico que estuviese en su compañía y no en la de los abuelos.

Parece que la madre probó que los tests practicados para detectar la enfermedad eran negativos, y que desde mayo vuelve a realizar una jornada reducida.

Así la Juzgadora en su Resolución argumenta “  que la madre sigue siendo la que puede proporcionar mayor estabilidad a la menor, por lo que un cambio en el régimen de guarda y custodia de la misma supondría una alteración de dicha estabilidad, y con más razón, teniendo en cuenta su corta edad». Señala también que “es ella la que se ha ocupado mayoritariamente de la menor desde su nacimiento”.

La Juzgadora y en relación al argumento del  supuesto cambio de domicilio de la menor alegado por su padre,  indica que no hay prueba suficiente de que se haya producido.

Y que es reiterada la Jurisprudencia que determina que el auxilio de abuelos o terceras personas no supone desatención de los menores cuando se trata de colaboraciones puntuales.

La Juzgadora en su Auto concluye «Si bien es cierto que la encomiable labor de los sanitarios en la lucha contra la covid-19 entraña un plus de riesgo en sus personas por enfrentarse directamente contra la crudeza de la infección ésta circunstancia no es motivo para proceder de forma automática a la modificación del régimen de custodia acordado por resolución judicial».

De tal forma que el Auto deniega el cambio de custodia.

Podemos concluir que se van a producir numerosos procedimientos en esta materia si bien habrá que acreditar que tal solicitud viene motivada por la salvaguarda del interés del menor, y por tanto que el cambio instado beneficia al hijo común.

Begoña Cuenca Abogada de Familia en Zaragoza.