Cuando procedemos a un divorcio de mutuo acuerdo con liquidación de la Sociedad de Gananciales, o a posteriori del Divorcio, se genera la obligación de asumir determinados impuestos.

Si en el reparto de los bienes, se realiza a través de dos lotes iguales, es decir que tienen el mismo valor, deberemos presentar el impuesto de transmisiones patrimoniales, si bien no habrá que pagar, es lo que se llama que está sujeto al impuesto pero, está exento. (es decir sale una cuota cero a ingresar).

De la misma forma, tampoco procederá ni abonar, ni presentar el Impuesto de Plusvalía del Ayuntamiento.

No obstante, si uno de los ex cónyuges se ha atribuido la totalidad del  inmueble común, y el otro ha sido compensado en dinero, Hacienda entiende que puede existir una ganancia patrimonial que debe de ser incluida en la declaración de la renta que hacemos todos los años.

Esta plusvalía se calcula del siguiente modo: tenemos que saber el valor que abonamos al adquirir el inmueble, y podremos añadir, los costes de Notario, los impuestos que abonamos tras su adquisición, y los gastos que se llevaron a cabo como reformas o adecuación del inmueble.

A dicho valor, le restaremos el importe que se le haya atribuido al inmueble en la Liquidación, y tal cuantía se dividirá entre dos. Después, a los seis mil primeros euros le aplicaremos un porcentaje del 19 % y a las diferencias, unos porcentajes que rondan entre el 21 y el 23 %.

Lo que podemos concluir es que en general va a resultar una cuantía importante.

Cabe la posibilidad de aplicar una exención, y es que el dinero percibido se destine a la compra de una nueva vivienda habitual en un plazo no superior a dos años.

Otro supuesto de reparto de bienes, es cuando estos los hemos adquirido antes del matrimonio, o tenemos separación de bienes. En ese caso se trata de una extinción del condominio, aquí el que se adjudica el inmueble en su totalidad, debe de presentar el impuesto de Actos Jurídicos documentados, abonando una cuota del 1,50% del importe adjudicado.

El que recibe el dinero, deberá comunicar al Ayuntamiento, la venta. ( Pero no se paga).

Lo mismo que hemos explicado anteriormente ocurrirá con la declaración de la renta.

Begoña Cuenca Abogada de Familia en Zaragoza.